Al llamar por teléfono o enviar un mensaje, ¿qué pasa con toda esa información que se transmite? ¿Es confidencial? Todo lo contrario, esta información se almacena en una base de datos que puede ser utilizada por las grandes empresas o es usada en investigaciones policiales. Y esto no hace gracia a los usuarios de Internet.

Querrían proteger más su intimidad

Según un informe realizado por el Eurostat, y publicado por la Comisión Europea, el 97% de los usuarios de Internet de España quieren proteger sus mensajes y llamadas, para que el contenido de los mismos solo sea accesible para el receptor.

Según la encuesta, que fue realizada en verano de 2016, el 90% de los ciudadanos de la Unión Europea comparten esta preocupación. El 92% de los españoles considera muy importante proteger su información personal en los dispositivos electrónicos, casi similar a la cifra de Europa, con un 91%.

Los españoles preocupados por la privacidad de sus datos personales en Internet

Por supuesto también muestran preocupación porque el contenido de sus correos electrónicos, mensajes a través de móviles o el uso de cualquier aplicación de mensaje instantánea se mantengan como confidenciales. Según este estudio, el 60% de los europeos han realizado cambios en los ajustes de privacidad de su navegador, mientras que en España solo lo han hecho un 57%.

¿Y qué pasa con las ventas por teléfono? El 65% de los españoles considera que reciben demasiadas llamadas no deseadas para ofrecerles servicios o bienes, además de intentar hacer que se cambien de compañía y que no importa su insistencia en negarse, siguen llamando cada día. Lo que más preocupa en este aspecto a los españoles es el hecho de que una compañía que no es la suya tenga acceso no solo a su número de teléfono particular o móvil, sino que además tenga información de todos sus datos cuando esto se presupone que es información confidencial entre el cliente y su compañía.

Dejar respuesta